Seguidores

Páginas vistas en total

sábado, 12 de abril de 2014

Caminando por la Rambla Celumbres (Portell de Morella)

Introducción:
Aprovechando nuestra visita al la localidad de Portell de Morella con motivo de la instalación de la nueva Estación de Meteorología de Avamet (Asociación Valenciana de Aficionados a la Meteorología), decidimos buscar una Ruta de medio día para saborear estas tierras del silencio, llenas de Paisajes abrumadores.

La verdad esperaba realizar alguna ruta interesante pues Els Ports y El Maestrat, nunca defraudan, pero sin duda, la jornada nos sorprendión con creces, que espectáculo Natural resulta ser este curso de agua intermitente conocido como Celumbres/Sellumbres, que paredones rocosos, que bosques, que riqueza de flora y fauna.

Os invito a que descubráis con nosotros este Paraje Natural Municipal.

La Ruta realizada combina el sendero Pr-cv 408 Rambla Sellumbres y un SL-cv 134, la unión de ambos nos permite acortar en algo la distancia del PR, quedando una ruta de 13km muy, pero que muy recomendable.


Rambla Sellumbres
Sin más preámbulo os dejo con las imágenes de la jornada:

Tramo: I SL-CV-134 Sendero Cova Antolà:

Partimos de la parte alta de Portell, por una pista asfaltada en dirección este, a los pocos metros al lado de una granja, ya observamos la marca del SL-CV-34, en un primer tramo el sendero bordea de forma continua el Bco. de la Rosella, hasta que se llega a un Balcon Natural sobre la Rambla Sellumbres. Este primer contacto con el colosal desfiladero estremece al caminante, quien coge aire y suspira; "allá vamos".


Salimos de Portell

Panel cv-408, Pr por el que volveremos.

Encontramos ya marcas de nuestro SL-CV-134

El primer tramo es un camino agrícola

En este punto divergen el Pr y el Sl, nosotros seguimos por el SL.

El camino discurre ahora por una senda paralela al Bco. de  La Rosella

La senda nos conduce hasta el desfiladero que conforma La Rambla de Sellumbres.

El Paisaje es cautivador, estamos ante un cañon imponente, al fondo se adivina el paredón calizo de la Roca del Corb.
La senda atraviesa puntos espectaculares como esta faja caliza, pronto el SL, nos desciende en suaves lazadas al lecho de la Rambla Sellumbres, antes de llegar Toll d'En Drac, nos sale un sendero conector con el PR-408, como vamos justos de tiempo lo cogemos directamente sin visitar el Toll d'En Drac, que sin duda debe merecer la pena.



En las zonas ombrías comienzan a hacer acto de presencia numerosos boj, como el de la imagen.

Tramo II: PR-CV-408 Rambla Sellumbres; Roca del Corb, Parda i Roja.

Enlazamos con el Pr408 en el mismo cauce de la Rambla, el Pr viene de la parte Sur de la Rambla, ahora el camino de desdibuja en el lecho pedregoso característico de estos cursos fluviales. La vegetación se vuelve vigorosa en las umbrías y los roquedos empiezan a ganar nuestro horizonte.


En el cauce del Sellumbres coinciden los Pr 423 y 408, nosotros seguimos este último.

Helleborus foestidus; Hierba de los Ballesteros, muy tóxica se utilizaba el jugo para impregnar las puntas de flecha.

El moisaco del cauce pedregoso, las laderas boscosas y los roquedos, generan un ambiente muy relajante.

Al fondo se intuye el paredón de la Roca del Corb.

Roca del Corb, sin comentarios.


Nuestro próximo objetivo la Roca Parda.

La erosión diferencial genera formaciones próximas a los "cuchillos" típicos del Cabriel por ejemplo.

Al fondo asoma la Roca Rotja



Otro paredón imponente


Ilex acuifolium, acebo

Majestuosa la Roca Roja

Y no menos espectacular la Roca Parda

Nuestro tránsito por el Sellumbres llega a su fin, ahora nos desviamos por una senda que en fuerte pendiente asciende por el frondoso Barranc de la Barcella.
Tramo III: PR-CV-408 a Portell por el Barranc de la Barcella

Comenzamos la ascensión de la senda del Barranc de la Barcella, y de nuevo el paisaje nos vuelve a sorprender, la pendiente es acusada, pero pronto comenzamos a cruzar pasos entre roquedos y el paisaje se abre en el horizonte, sin duda este tramo es un lujo para los sentidos, vaya como todo el itinerario.




La senda aprovecha el paso entre los roquedos que conforma el propio Barranco.

De nuevo los paredones rocosos nos deleitan con su presencia.

Haciendo un poco la cabra, las vistas al otro lado de la roca bien merecían la osadía.

Echando la vista atrás 

Para rematar el sendero, la parte alta del Barranco, con una pendiente mucho más suave, permite el asentamiento de un precioso Bosque de pinos.

En la distancia observamos l' Alt de la Creu del Gelat.

Refugio de Pastores.

La senda discurre por un cordel transhumante

Bonito rincón antes de llegar a Portell.

Paisaje de cereales en los paramos,

Llegada a Portell

Track - Wikilock

TRACK/WIKILOCK

FIN

jueves, 3 de abril de 2014

Itinerarios por la Selva Misionera (Argentina): Salto escondido, Moconá, Iguazú

Introducción:
 Después de varios meses, por fin ha llegado el momento de mostrar un breve apunte de lo que aconteció por tierras misioneras de la Argentina, por segunda vez visitaba este rincón del Planeta que te cautiva por su belleza, mas si cabe si te fascina la naturaleza en estado puro. Durante las 3 semanas de viaje, recorrimos algunos de los lugares más hermosos de esta provincia de Argentina, que a veces parece algo olvidada por la administración, posiblemente esto sea una suerte y no un agravio, al menos desde el punto de vista de la conservación del medio ambiente.


Por desgracia comienza a atisbarse una explotación intensiva de los recursos naturales y del paisaje en conjunto, sería una desgracia para sus habitantes, pero también para la humanidad que se consintiera la degradación de esta selva, reducto magnífico de biodiversidad en nuestro planeta, la tala y plantación de especies maderables, las roturaciones para cultivo de mate, el Turismo mal desarrollado pueden ser algunas de las amenazas más patentes del territorio.


Por suerte aun quedan muchos rincones que mantienen la esencia de la selva subtropical, caminar bajo el denso dosel arbóreo de un manto verde interminable para nuestra vista es una experiencia de vida que no tiene precio, los guaraníes; dueños de derecho de estas tierras ya intuyeron en ella el PARAISO, hermoso pero trágico al tiempo....

Os invito a un recorrido visual por algunas de estas maravillas de la selva Paranense Misionera, desde los menos conocidos Salto Encantado o Cueva del Indio, a las famosas cataratas del Iguazú (Aguas Grandes), o el portentoso rugido del Moconá (El que todo lo traga).



Señalar la enorme hospitalidad de la gente, en especial de los amigos y familiares de Clara, sirva este reportaje de homenaje a su preciosa Tierra.


Voy a ir presentando un reportaje fotográfico de cada rincón elegido, empezando por los menos conocidos (no por ellos menos bellos) y acabando con una de las maravillas de este Planeta: Iguazú.


MAPA DE LA PROVINCIA DE MISIONES (ARGENTINA) CON LA LOCALIZACIÓN DE ALGUNOS DE LOS LUGARES QUE OS VOY A MOSTRAR.
I Reserva Urbana Arroyo Ità:

En la confluencia del Arroyo Itá con el río Paraná, se ha creado un reserva biológica con el objetivo de fomentar la educación ambiental para los jóvenes y demás residentes de la ciudad de Posadas. El arroyo que transita por el entramado urbano recoge el agua de las lluvias que aquí caen con frecuencia y carácter tormentoso.La observación de aves y fauna, la recuperación  en sí de este ecosistema fluvial, se esta intentando sirva de herramienta para la concienciación de la población en especial de los más pequeños.

Web: http://reservaita.blogspot.com.es/



Imagen de la Reserva

Raya de agua dulce

Vieja de agua


II  Parque Temático y Natural de La Cruz de Santa Ana (La Cruz de la Selva) + (Mariposario):


Ubicado sobre el cerro Santa Ana, el parque abarca 57 hectáreas y media, localizado a 373 metros sobre el nivel del mar.

La cruz erguida allí tiene una altura total de 82 metros, por lo cual será reconocida como el monumento más alto del país y se podrá divisar desde 40 kilómetros a la redonda. El pie de la Cruz tiene una estructura de 30 metros de altura que incluye un imponente y equipado salón auditorio.


Dentro del predio existen lugares con saltos de agua, numerosas especies arbóreas autóctonas, miradores naturales, todos ellos enmarcados por un entorno de monte natural misionero.

PANORÁMICA DEL MONTE







Simplemente espectacular



El Bosque subtrópical parece querer cobrar vida.

III Cueva del Indio o Gruta India (Municipio de Garuhape, término guaraní que significa camino de canoas):

La Gruta India, ubicada en el margen derecho del Arroyo del mismo nombre, a 16 kilómetros de la localidad de Garuhapé, en una región enclavada en medio de la selva perteneciente a ese municipio. La belleza del lugar es imponderable, presentando el arroyo dos grandes saltos, que constituye la delicia de los turistas, así como también la exuberante vegetación circundante. Según fechado radiocarbónico del 3646- 3982 años cal AP, un grupo humano se instala en la gruta.

 El Complejo Municipal Gruta India cuenta con una superficie de poco mas de 5 hectáreas, las cuales conservan en su totalidad la selva nativa. Esta superficie es relativamente poca teniendo en cuenta por la importancia de la belleza natural y teniendo en cuenta que a poca distancia existe una gruta y salto de agua pero en propiedad privada.


Arroyo 3 de Mayo junto a la gruta del Indio

Tras unos días de lluvias el color de la tierra arrastrada impregna el agua de los saltos y cascadas.


A la izquierda tenemos la gruta del Indio, en el centro la cascada y la poza donde se bañan en verano, a la derecha parte superior uno de los miradores.

Nota: fue un gran descubrimiento para mi este rincón, alejado del tradicional circuito turístico de la provincia de Misiones.

IV El Salto Encantado, Aristobulo del Valle, Misiones:

El Salto encantado forma parte del Parque Natural Provincial homónimo, con una superficie de 706 hectáreas cubiertas de selva virgen, es un lugar de ensueño que no debería perderse el que visitase estas tierras. El Salto Encantado es el más famoso del Parque pero no el único, varios barrancos desembocan en el arroyo principal y tienen sus propios saltos, como el salto escondido o el del picaflor. La majestuosidad del Salto Encantado viene dada por sus más de 60 metros de caída vertical en un entorno selvático incomparable.
Salto encantado, imagen tomada desde el cauce del arroyo, extraída de la web oficial de turismo de misiones.



Mirador de la selva misionera antes de llegar al Parque.

Un servidor en el Mirador

Cartel de entrada al Parque

Tucan en el Parque, no son raros de ver, hasta 3 especies diferentes.

Salto encantado desde uno de los miradores.

Espesa selva paranense misionera en el entorno del Parque.

Pasarelas de madera que recorren algunos de los rincones más sorprendentes del Parque.

Otra perspectiva del Salto Encantado.

CARTEL DE LA GUARDERÍA FORESTAL.

En el arroyo

Sendero en busca del Salto Escondido

Arboles de porte inconmensurable

Columpio-liana

El Salto escondido

El Salto Escondido

El Salto Encantado desde una de las pasarelas colgantes de los senderos del Parque.
Pd. Este Parque es una maravilla Natural, aunque durante nuestra visita observamos que se estaban realizando obras de ejecución de un teleférico, vamos un atropello para este paraíso terrenal.

V Saltos del MOCONÁ (El que todo lo traga):


Los saltos del Moconá son unas cataratas de unos 10 m de altura, que interrumpen durante unos 3 km el curso del río Uruguay al sudeste del departamento San Pedro, en la provincia argentina de Misiones. La particularidad de estas cataratas, o saltos, es que no son transversales al curso de las aguas como la mayoría de las cataratas, sino que son longitudinales. El canal en donde caen los saltos es una gran falla geológica, y su profundidad alcanza en algunos puntos los 170 metros. No todas las épocas son adecuadas para ver los saltos, sino que depende del caudal del río; sólo cuando está bajo pueden verse los saltos.
En idioma guaraní Moconá significa «que todo lo traga». De relieve accidentado, surcada por numerosos cursos de ríos y arroyos y cubierta por una importante masa boscosa, los Saltos del Moconá ofrecen más de cien alternativas para vivir la naturaleza.
Se puede observar la flora y la fauna ingresando por las picadas, descubriendo a cada paso cómo conviven armoniosamente mil formas de vida: árboles, arbustos, lianas, enredaderas, plantas epífitas junto a las aves, mamíferos, reptiles, peces y anfibios en un equilibrio natural.
La reserva Moconá fue creada en 1967, luego de que Juan Alberto Harriet, propietario del terreno, donara las 999 hectáreas donde se encuentran los famosos saltos.
El 27 de junio de 1991 se creó el Parque Provincial Moconá, por medio de la ley n°. 2.854, con la intención de preservar los saltos y su entorno. Extraido de wikipedia.

Os aseguro que bien podría tratarse de un Parque Nacional de primer nivel, cuando te adentras en la selva y cruzas el vado del río Uruguay antes de llegar a la entrada del Parque y observas perplejo las centenares de mariposas que revolotean por doquier, te das cuentas que estás en un lugar mágico, donde el hombre se hace muy muy pequeñito, justo a la altura que debiera estar siempre.(Jose Tomas, diario de viaje).
Mariposa sobre mi mano al vadear el rio

Comienza la experiencia fluvial de recorrer los saltos, depende del nivel de agua es factible o no.

Primeros saltos, lo peculiar de este lugar no es la longitud de los mismos, si no la anchura, es una falla recorrida por un río.

La habilidad del lanchero es más que decisiva para no acabar tragado por el Moconá.




Puedes observar grandes ejemplares de dorados que recorren el agua en busca de presas, el lugar vuelve a cautivar a quien lo visita, es una verdadera maravilla de la naturaleza.

Un a preciosa flor, símbolo de la rica biodiversidad vegetal del Parque.

Las cataratas no es el único atractivo , los senderos por la selva son sin duda una opción que no hay que perderse.

Panel de uno de los senderos.



Panal en el interior de un tronco caído.

Las lianas trepando por los troncos gigantes crean una techumbre verde que filtra los rayos solares creando un ambiente de paz indescriptible.

Helechos de más de tres metros, e hacen sentir en el Jurásico.

Los hongos, incansables barrenderos de la selva, actúan como una planta de reciclaje, poniendo de nuevo en el suelo la materia orgánica disponible para regresar al bosque.

Nos llama la atención el brusco cambio de caudal sufrido por el rio Uruguay en tan solo unas horas, las represas brasileñas pueden estar detrás de estas barbaridades ambientales.

El sendero es de ensueño, pero como todo sueño llega a su fin, y acaba nuestra jornada por el Moconá.

Este simpático animal se despide de nosotros, hasta siempre Moconá.

VI IGUAZÚ (Aguas Grandes) Parque Nacional, 
Reserva de la Biosfera, Maravilla Natural:

El área fue creada en el 9 de octubre de 1934, por Ley nº 12103. Cuenta con 67720 hectáreas con el objetivo de conservar las majestuosas Cataratas del Iguazú, uno de los fenómenos naturales más importantes del mundo, así como la biodiversidad que la rodea. En el año 1984 fueron declaradas por la UNESCO/WORDL HERITAGE como Patrimonio Natural del Mundo y el 11/11/11 fueron elegidas como una de las Nuevas Siete Maravillas Naturales del Mundo, por una elección que se realizó a nivel global, vía internet y telefónicamente. Esta votación fue organizada por l fundación Suiza New 7 Wonders.
Ubicación geográfica y ecorregión: Ubicado en el NO de la Provincia de Misiones, aledaño a la localidad de Puerto Iguazú. Pertenece a la ecorregión Selva Paranaense, ésta, en nuestro país cubre casi todo el territorio misionero, razón por la cual, localmente también es conocida como Selva Misionera.
Clima: Subtropical húmedo; temperatura media Las condiciones climáticas son de tipo subtropical sin estación seca; significa entonces que los 1800 a 2000 mm anuales de lluvias se reparten regularmente durante los doce meses del año. La humedad del ambiente es marcada (70-90 %) y las temperaturas medias oscilan entre 26º C en verano y 15º C en invierno.

Naturaleza: El Parque Nacional Iguazú conserva una muestra de la Ecorregión de la Selva Paranaense, también denominada Bosque Atlántico del Alto Paraná, que es la de mayor biodiversidad del país. Su exuberante selva abunda en lianas, epifitas y helechos. En distintos sitios presenta diferentes tipos de composiciones, con predominancia de determinadas especies, como el bosque de palmito y palo rosa, árbol gigante de la selva con cerca de 40 metros de altura) o el de laurel y guatambú. Además, la selva de ribera se encuentra en los márgenes de cuerpos de agua.
Los distintos estratos de la selva ofrecen diferentes opciones a la variadísima fauna que habita este parque.
Monos caí, coatíes, serelepes, tucanes, variedad de coloridos fruteros, ruidosas urracas y hasta algún margay, pueden observarnos desde lo alto o a media altura, en sus árboles. En el suelo podemos descubrir agutíes, cuises, corzuelas, zorros de monte, lagarto overo y, por sus huellas, es posible adivinar la presencia del yaguareté.
En el agua algún yacaré, el aninga o biguá cuello de víbora y tortugas de agua, junto a numerosos peces son presencias habituales. Desde el cielo, jotes y enjambres de vencejos de cascada (este último emblemático del área protegida) son infaltables actores de un concierto alado por demás llamativo. La mención sería interminable. Pensemos que solamente para el caso de las aves, se detectaron en el Parque 450 especies.
El río Iguazú tiene un recorrido total de 1320 km hasta su desembocadura en el Paraná, 23 Km. después de las cataratas. Enmarcado por costas bajas, tiene en la mayor parte de su recorrido un ancho variable que va desde los 500 hasta los 1.000 metros. Dentro del Parque Nacional, se ensancha a unos 1.500 metros y tuerce hacia el sur, para luego retomar hacia el norte, formando una amplia “U”, que contiene en su desembocadura, el abrupto desnivel en el terreno que da lugar a las cataratas: imponentes caídas de agua.
En su gran curva, una proliferación de escollos, islotes y alargadas islas fragmentan el río en numerosos brazos. Al llegar al barranco, cada uno de ellos da lugar a un salto, cuyo conjunto constituye el gran abanico que son las Cataratas del Iguazú. Extraido de http://www.iguazuargentina.com/maravilla-natural/patrimonio-natural/
"Que sentirían los guaraníes al ver semejante bullicio de agua desplomándose decenas de metros en un abismo sin fin, sin duda vieron allí la mismísima garganta del diablo" Jose Tomas, diario de viaje.
Ni siquiera los majestuosos gigantes alpinos, el Perito Moreno, o cualquier otro rincón del Planeta, han conseguido cautivarme como lo hizo Iguazú, el por que lo tenéis a continuación:
Vista desde el avión de las Cataratas del Iguazu, justo antes del aterrizaje

Entrando al Parque Nacional

Aviso del perjuicio de alimentar a la fauna salvaje

Panel de in icio de uno de los múltiples senderos, en este caso el verde.

En el interior del sendero verde.

Panel indicativo de los paseos inferior y superior.

Ojito con los cohatíes

Logos de los Parques Nacionales y del de Iguazú

Pasarela en uno de los senderos.

Vista de uno de los numerosos saltos.

Desde arriba

UFFFF Tremendo

Comenzamos el paseo inferior.

Un servidor en uno de los saltos.

Dudo que haya en el Planeta un lugar que desprenda tanta energía.

Un poquito de refrescamiento natural, no os podéis imaginar el rugido del agua.

Y ya que estamos, hay que probar la gran aventura en lancha.

La perspectiva desde el agua de los saltos es indescriptible, hay que tener cuidado con las cámaras fotográficas.

Una pose para el recuerdo.

La lancha nos deja en una playa fluvial rio abajo, y comienza un paseo en 4 x 4 por uno de los senderos de la selva

Al camión

El guia te explica particularidades de la flora y fauna del Parque mientras observas atento los movimientos tras el dosel verde.

Ahora empieza la aproximación al abismo
La ida hasta las pasarelas de la Garganta del Diablo la hacemos en el tren turístico, que algo comercial, no deja de tener su encanto, la vuelta la harámos en solitario por una senda anexa a los railes.

Mal Rollito

Impresionante.

Acabado el paseito en 4x4 y tras reponer fuerzas, nos queda el plato gordo, la Garganta del Diablo.


Bueno, aquí mejor me callo, y cada cual que saque sus conclusiones, que se puede decir ante este espectáculo.




Águila arpía, pillada infraganti. Que lujazo.

La vuelta hacia la salida del Parque fue un agradable paseo, casi en solitario (de humanos), la puesta de sol, supone la reactivación de la vida en el Parque, donde cada cual vuelve a ocupar su espacio, nosotros ya empezábamos a estar de más, en aquel paraíso.



Como muestra del agradecimiento de la familia y 

amigos de Clara, os dejo con el broche final, otro de 

los pecados confesables de la La Argentina, el Asado.








FIN