Seguidores

Páginas vistas en total

lunes, 25 de agosto de 2014

El Barranco del Lobo, Cirat

Introducción:
Cuentan los mayores de Cirat, que a finales del Siglo XIX, aun quedaba una manada de lobo ibérico por las escarpadas montañas de este sector del Mijares, la última década de dicho siglo coincidió con una terrible sequía que diezmó las presas naturales de nuestros queridos aulladores.
Estos, ante la carencia de alimento descendieron repetidas ocasiones hasta Cirat, sus aldeas y masías, buscando los corrales más aislados y capturando algunas reses.

Los hombres del municipio se reunieron y organizaron una batida sin parangón para acabar con la alimaña que les robaba el alimento. siguiendo las huellas y otros vestigios se encaminaron a lo alto del plano, donde divisaron la manada de lobos, quienes alertados por el tufo humano comenzaron una trepidante huida hacia el sur. Salvaron el alto de la mojeta y descendieron bruscamente hacia el Valle del Mijares por una enorme hendidura que presentaba la montaña. Los hombres los siguieron hasta que un tajo de más de 10 metros de roja caliza les impidió el paso.

Al día siguiente ataviados con sogas volvieron al lugar, recorrieron los 8 tajos verticales del barranco, sin hallar señal alguna de los lobos...Dicen que antes de abandonar el angosto barranco, algunos aullidos rompieron el silencio de la montaña, el eco retumbó en los paredones rocosos y en cambio nadie llegó a divisar lobo alguno. Lo cierto es que el lobo desapareció de estas tierras del Mijares, eso sí, desde entonces aquel Barranco y  la fuente que lo nutre pasaron a conocerse como el Barranco y fuente del Lobo.

Aproximación:
Lo más cómodo es si se llevan dos vehículos dejar uno en la salida del barranco y otro casi en el inicio, esto es en la pista de tierra que desde la cv-20 sale camino del repetidor de Cirat y Arañuel, justo al lado del canal escalonado de desagÜe de la balsa del salto de Cirat., en breve observaremos el barranco y una entrada en una curva con algún panel indicativo, ahí dejamos un vehículo, y continuamos con el otro pista arriba, hasta una curva ya cerca del repetidor, donde a la derecha sale otro camino, este es circulable pero esta en peor estado y el unos cientos de metros podemos entrar a la parte alta del cauce del Barranco. Os dejo enlace a la página dedicada a este barranco en Barranquismo.net: Barranco del Lobo.



Imágenes del descenso:
Antes de mostraros algunas instantáneas, me gustaría recalcar, que aunque se trata de un barranco típico mediterráneo de desagüe y por tanto tan solo lleva agua en fuertes periodos de lluvia, se trata de un ecosistema de gran valor, ya que la sombra que originan los paredones calizos permiten que se desarrolle un microclima donde el durillo, los baladres y los almeces adquieren portes arbóreos preciosos, además aparece una numerosa representación de RUSCO, especie protegida.

Es el rincón perfecto para las ginetas, comadrejas, etc, y el paraíso para la reina de los roquedos, La Cabra Montesa. Así, que quien se acerque a este lugar lo haga dese el máximo respeto al entorno y se lleve consigo todo lo que traiga, pues ya observé algún tetrabrick. 



Preparativos...El vehículo lo dejamos en esta zona donde acabaremos el descenso.

Vistas de Cirat desde la pista del repetidor, que utilizamos para ascender a la parte alta del Barranco.

Muela de Cirat desde el camino

Nos introducimos al barranco en su parte alta.

El primer tramo se realiza caminando sin dificultad

El paisaje es precioso

Se nota que raramente pasa agua por el cauce.

Primer Rappel, apreciamos agua en una pequeña gorguita de las lluvias de la noche anterior

David y Antonio, 

Salvando la gorguita pudenta

Algunos tramos se hacen destrepando si cuerda.

Viene otro rappel

Rocas y Baladres

Un lugar hermoso, este barranco.

Un poco de vértigo!!!

Vegetación de Barranco Mediterráneo

Ahí va Antonio

Ya está abajo

Le toca a David

Esta lleno de Hiedra trepadora.

Otro resto de las rubias recientes.

Otro descenso para Antonio.

Por estos riscos a veces se deja ver la Cabra Montesa

Por fin el Barranco se abre un poco y nos muestra algo del Valle del Mijares.

Preparando un rappel


Y Antonio de nuevo en acción.

Se estrecha por momentos


Nos acercamos al final

Aun nos queda este desnivel

Alguna de un servidor



La salida es algo emboscada, pero siguiendo unos pequeños mojones y con alguna raspadura de zarza mora se sale sin problema.

Una aventura más, por cierto al caer el sol, creímos oir algo semejante aun aullido, como un viento que emergía desde las rocas.

Pd. Os dejo con un croquis de Antonio Aguilella:



FIN